Manifestación en Washington contra la guerra de Irak

Al grito de “¡no sangre por petróleo!”, decenas de miles de estadounidenses se manifestaron el sábado 27 de enero de 2007 en Washington para pedirle a la Casa Blanca que no ataque Irak.

Bajo el cielo azul, aunque con mucho frío, la gente marchó por la capital con tambores y pancartas en contra de una “guerra sin sentido” que opinan será contraproducente.

“Bush ¿mandarás a tus hijas a la guerra?”, decía una de ellas. “Estoy en contra de un ataque unilateral, sin ninguna prueba de que realmente haya un programa de armas. No defendemos a Saddam Hussein, pero si defiendo la paz” señaló Laura, una señora.

Liana, de 22 años, llegó con toda su familia. Envuelta en una bandera de EEUU, explicó a la BBC que su gobierno debería de dejar de presionar a los inspectores y dejarlos terminar su misión.

“Es una inconsciencia lo que está haciendo Bush. ¿porqué iniciar una tercera guerra mundial? No lo hace por nuestra seguridad, lo hace por petróleo y el interés de sus amigos”, señala.

La gente grita al unísono “no a la guerra” con el reverendo Jesse Jackson, el veterano de la guerra de Vietnam y autor de la novela “Born on the Fourth of July” (Nacido el 4 de julio).

“Quiero decir que también los estadounidenses nos oponemos a la guerra. No quiero que mi hija crezca en un mundo donde todos nos odien por la decisión imperialista y arrogante de un presidente miope”, señala Lisa, con su niña de 3 años en la carruela.

La policía dijo que 30 mil personas marcharon por las calles de la capital, aunque hubo mucho más gente que se reunió en el Mall, frente al Capitolio, para escuchar los discursos de algunos famosos, incluyendo a cantantes, activistas y políticos.

manifestación

La marcha principal llegó hasta el astillero de la armada en Washington para hacer “una investigación sobre las armas de destrucción masiva en manos del ejército estadounidense”.

“El mensaje de nuestro gobierno es contradictorio. Y por eso debemos detener esta guerra sin sentido y sin razón”, señaló Peta Lindsay, miembro de la organización International Answer, que fue el principal grupo organizador de la manifestación.

A su lado Will, un abogado de 60 años, mueve la cabeza y comenta: “te imaginas si todo el dinero que va a la guerra lo gastarán en salud o educación?”

Una gran manifestación recordada por millones de personas para evitar que EUA fuera a la guerra de Irak.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *